27/05/2022

Arzobispo alienta a compartir la fe en familia durante Semana Santa

, 10 Abr. 22 (ACI Prensa).-
El Arzobispo de Monterrey y presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), Mons. Rogelio Cabrera López, alentó a los fieles católicos a aprovechar la Semana Santa 2022 para “compartir con nuestros familiares la fe”.

Esta fe, indicó, se puede llevar a la práctica “en la visita a los enfermos, o bien organizando algún momento de encuentro fraterno con quienes viven alejados, por diversas circunstancias, de la convivencia cotidiana”.

En un video mensaje difundido este 10 de abril, Domingo de Ramos, el Prelado mexicano destacó que “iniciamos una semana muy especial para todo el mundo cristiano, es la semana que nos lleva a reflexionar y profundizar en los misterios de la pasión, muerte y resurrección de nuestro Señor Jesucristo”.

Estos misterios, señaló, “dan sentido a la fe que profesamos, misterios de amor con los que Dios, nuestro Creador, nos manifiesta su presencia misericordiosa”.

Mons. Cabrera López subrayó que “la vivencia de estos días no debe ser vista solo como días de descanso”, sino que “deben ser días en donde dediquemos un espacio para detenernos a reflexionar en cuán grande es el amor que Dios Padre nos tiene al enviarnos a su Hijo Jesucristo para rescatarnos del poder de la muerte, librándonos del pecado y de la esclavitud al que éste conlleva”.

“Es por eso importante que no solo busquemos participar en las actividades litúrgicas y de devoción que todas las parroquias y capillas organizan, sino que aprovechemos la semana para acercarnos a Dios especialmente en el encuentro con nuestro prójimo”, expresó.

“Este es un buen momento para hacer a un lado todos los problemas y resentimientos que puedan estar afectando la buena relación familiar o con nuestros vecinos”, añadió.

En su video mensaje, el Presidente de la CEM recordó también el drama de los desaparecidos en México, y lamentó que “desafortunadamente el número de personas desaparecidas en todo el país ha ido en aumento”.

Además, dijo, “tristemente la violencia familiar sigue a la alza y eso ocasiona el que los menores de edad y las mujeres, busquen su seguridad en otro lugar, lo que puede ocasionar todavía más abusos por parte de personas que se aprovechan de su vulnerabilidad”.

“Es por eso que el llamado que realizamos desde la caridad a las autoridades es para poner mayor empeño en lo referente a la seguridad pública y el acompañamiento psicológico y preventivo en todas las familias, particularmente en aquellas que viven historias de angustia y desesperación”, manifestó.

El Prelado también reiteró el compromiso de la Iglesia, especialmente en Monterrey, “para acompañar a las víctimas de la violencia y el abuso”.

A %d blogueros les gusta esto: