22/05/2024

Colegio Escolanía de la Santa Cruz: una formación católica y musical vivida con espíritu de familia

El Colegio Escolanía de la Santa Cruz es uno de los integrantes más valiosos del patrimonio inmaterial del Valle de los Caídos y legítimo orgullo de la abadía de la que forma parte. No en vano fundamenta su proyecto educativo en la milenaria tradición pedagógica de la Orden de San Benito.

Jornada de puertas abiertas

El próximo sábado 27 de abril, la Escolanía celebra una jornada de puertas abiertas destinada a la captación de nuevos alumnos, que pueden integrarse en un plan académico que abarca desde 1º de Primaria hasta 2º de Bachillerato y en un entorno natural y monumental sin parangón: el Libro Guinness ha reconocido la Cruz como la más alta del mundo (152,40 m) y la basílica como la más larga del mundo (260 m).

Esta jornada de puertas abiertas requiere una inscripción previa (pincha aquí). Comenzará a las 11.00 con una Misa cantada por los escolanes y, tras la visita y un pequeño recital a cargo de los niños cantores, se degustará un aperitivo con padres y profesores.

Formación de gran nivel

Cada año llegan a la Escolanía nuevos alumnos atraídos por la formación espiritual, humana y musical que reciben.

Un vídeo de tres minutos para conocer el singular proyecto educativo del Colegio Escolanía de la Santa Cruz.

Formación espiritual: los escolanes aprenden el sentido de la liturgia no solo cantándola, sino haciendo de monaguillos diariamente en la misa conventual en la basílica junto a los más de veinte monjes de la abadía; esto se completa con una educación católica integral, que inspira no solo las clases de Religión, sino todo el currículum académico.

-Formación humana: con clases de un máximo de diez alumnos, la atención individualizada es una norma que surge casi de forma natural en esta institución educativa; la inmersión total en el monte multiplica además las iniciativas al aire libre, el deporte en el campo y el contacto con la naturaleza animal y vegetal.

-Formación musical: es, obviamente, el gran activo de la Escolanía, reconocido nacional e internacionalmente; es la única escolanía del mundo que trabaja el repertorio gregoriano completo, y convierte a los niños y jóvenes en expertos en polifonía, canto litúrgico, lenguaje musical e interpretación de algún instrumento; consecuencia de la calidad de esta educación es la realización de viajes dentro y fuera de España para conciertos y participación en eventos con otras escolanías, desplazamientos que se suman al bagaje formativo privilegiado que reciben estos alumnos.

Además de la formación musical en sí misma (y su influencia en la propia formación humana), la importancia de la Escolanía dentro y fuera de España posibilita a sus alumnos viajes muy enriquecedores.

Pero, por encima de todo, lo que ellos más valoran es el clima familiar y de compañerismo que viven a lo largo de los años en una convivencia continua, lo que forma amistades personales y un ‘espíritu de cuerpo’ que perdura durante el resto de su vida.

Alumnos residentes y no residentes

A partir del curso que viene, el Colegio Escolanía de la Santa Cruz admite dos tipos de alumnos:

-Escolanes residentes: viven en la Escolanía de lunes a viernes durante el curso escolar. Los fines de semana lo pasan con sus familias y todos los domingos vienen a cantar la misa dominical en la basílica.

-Escolanes no residentes: reciben la misma formación académica y musical que el resto de los escolanes y llevan la misma vida, pero comienzan su horario a las 8:30 horas y lo finalizan a las 19:30 horas. [Los alumnos de 1º a 3º de Primaria obligatoriamente han de ser no residentes, a causa de su edad, y su horario es distinto: comienza a las 8:30 y finaliza a las 17:00.]

Ésta es la realidad que las familias que lo deseen podrán conocer el sábado 27 en una jornada de puertas abiertas que servirá para aclarar todas las dudas y conocer de primera mano cómo es el día a día de un escolán del Colegio Escolanía de la Santa Cruz.

Para más información, se puede consultar su página web: escolaniasantacruz.es

PUBLICADO ANTES EN «RELIGIÓN EN LIBERTAD»