19/04/2024

Crece la red de capillas de adoración perpetua en España: nuevas conversiones y barrios más seguros

La Madre Teresa de Calcuta decía que cada hora de adoración hace que nuestra alma sea más radiante en el cielo. Precisamente, si hay un fenómeno en la Iglesia que ha despuntado en los últimos tiempos ese es el de la adoración eucarística.

Ejemplos como el de Hakuna, con sus Horas Santas, dan buena cuenta de ello. Aunque muchas parroquias suelen tener adoración a determinadas horas del día, son las capillas de los Misioneros de la Santísima Eucaristía (AEP) las que no paran de aumentar. 

Cuantiosos frutos 

Allí donde se establece una capilla de Adoración Eucarística Perpetua, «las gracias que el Señor derrama son imposibles de conocer». Hay testimonios de conversiones, zonas conflictivas que dejan de serlo, la piedad eucarística y la participación activa de la Santa Misa aumentan, se vuelve evidente la necesidad de la confesión periódica, etc.

En España ya hay 71 capillas, y muy pronto se alcanzará la número 72, con la que se abrirá en la Comarca del Maresme (Barcelona). Pero, ¿qué es la Adoración Eucarística Perpetua (AEP)? ¿cuál es su misión? La Adoración Eucarística Perpetua es la exposición del Santísimo, las 24 horas del día, los 365 días del año, en un lugar exclusivo para ello.

Allí donde se establece una capilla, hay conversiones, aumenta la piedad eucarística, etc.

Mientras muchas iglesias se cierran, las capillas de adoración permanecen abiertas como faros de luz. Está sustentada en los seglares, que se pueden inscribir para participar, y siempre de la mano del magisterio de la Iglesia. Muchos Papas las han recomendando, especialmente los tres últimos.

«El modo más seguro y efectivo de establecer la paz duradera en la tierra es a través del gran poder de la Adoración Eucarística Perpetua», dijo San Juan Pablo II el 2 de diciembre de 1981, cuando inauguró la capilla de AEP en la Basílica de San Pedro del Vaticano.

No es un lujo, es una prioridad 

El mismo San Juan Pablo II, en una carta, con motivo de la capilla abierta en Santuario de Łagiewniki, decía: «Me alegro de que en este domingo comience la adoración perpetua del Santísimo Sacramento. No hay nada que haga más presente en el mundo la obra de la Misericordia, que se realizó por la cruz y la resurrección del Señor, como la presencia de Jesús en la Eucaristía».  

Mientras que Benedicto XVI apuntó que «la adoración no es un lujo, es una prioridad… Sin adoración no habrá transformación del mundo».  

Por su parte, el Papa Francisco dijo a los Claretianos, el 11 de septiembre de 2015: «En el mundo de la eficiencia hemos perdido el sentido de la adoración. Incluso en la oración, no es cierto, rezamos, alabamos al Señor, pedimos, agradecemos. Pero la adoración, ese estar delante del único Dios, de aquello que es lo único que no tiene precio, que no se negocia, que no se cambia… Y todo lo que está fuera de Él es imitación de cartón, es ídolo. Adorar. En esta etapa hagan un esfuerzo por crecer en este modo de oración: la adoración. Adoren, adoren a Dios».  

«La adoración no es un lujo, es una prioridad… Sin ella no hay transformación del mundo».

El promotor inicial de la Adoración Eucaristica Perpetua fue San Pedro Julian Eymard, fundador de los Sacramentinos, si bien aunque había seglares, estaba apoyada fundamentalmente por los Religiosos Sacramentinos y con el tiempo esto fue decayendo.  

En los años 60, el sacerdote Martín Lucía, religioso de los Sagrados Corazones, sintió el deseo de promocionar la AEP, se exclaustró y el Papa San Pablo VI le dio autorización para promoverla en el mundo. Comenzó en Estados Unidos, donde la primera capilla le llevó 4 años, después fue a Filipinas, donde se produjo el lanzamiento mundial la apertura de cientos de capillas.  

Martín Lucía fundó una comunidad de vida apostólica integrada por sacerdotes y diáconos. Algunos laicos también participaron de las misiones. El sacerdote Justo Lofeudo, miembro de su comunidad fue el introductor en España, después de haber estado en Méjico y en otros países.  

¿Cuándo nacieron en España este tipo de capillas? Se empezó la adoración perpetua en 2004 con la primera capilla en un barrio de Estepona (Málaga). A partir de ahí se inició la apertura de capillas en Madrid y Toledo.  

¿Quién fomenta la creación de estas capillas?

Detrás de la creación de estas capillas se encuentran los Misioneros de la Santísima Eucaristía. Una asociación clerical pública de derecho diocesano, que tiene por carisma la promoción, organización y fundación de la adoración perpetua en las parroquias y en las diócesis.  

Esta asociación fue erigida por Dominique Rey, obispo de Fréjus-Toulon el 17 de julio 2007 en Paray-le-Monial. Varios sacerdotes, religiosos y laicos, en Francia y fuera de ella, forman parte de esta asociación con sus diferentes realidades. Esta asociación nombra delegados misioneros que se hacen cargo de coordinar cada capilla.  

Puedes consultar en la web el mapa interactivo de capillas de adoración en España. 

¿Cómo es el proceso de creación de una capilla? Allá donde una capilla los llame, ellos acuden. La solicitud viene por una llamada de la diócesis, por un párroco que la quiera en su parroquia o por un grupo de seglares que insistan. Se necesita un sacerdote que tenga permiso de su obispo. Entonces se lleva a cabo una misión, y se hacen anuncios en todas las misas, invitando a la gente a que elija un día y una hora de adoración.   

Cuando se tiene un número suficiente se busca un local adaptado para ella, cuya misión es única y exclusivamente la adoración perpetua. La capilla no se cierra nunca salvo en el Triduo Pascual. Aunque la capilla es autónoma de la parroquia siempre se genera un vínculo importante con ella. Actualmente se calcula que puede haber en el mundo más de 5000 capillas de adoración.

¿Quién puede participar de la adoración? Cualquier persona que así lo desee. En muchas ocasiones hay gente no religiosa que se pone delante del Santísimo y son transformados después de un momento de especial recogimiento. No se requieren cualidades especiales, «lo principal es abrirse al don de Dios». 

Actualmente hay 71 capillas abiertas en España, y en misión está la de Comarca de El Maresme, que será la 72.

MADRID (12): Madrid capital 4, San Sebastián de los Reyes, Alcalá de Henares, Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Móstoles, Valdemoro.

COMUNIDAD VALENCIANA (9): Nules, Valencia, Alcira, Catarroja, Gandía, Alicante, Alcoy, Benidorm, Elche.

ANDALUCÍA (9): Jerez de la Frontera, San Fernando, Córdoba, Lucena, Granada, Sevilla, Cancelada (Málaga), Málaga Marbella.

CASTILLA LA MANCHA (9): Cuenca, Herencia (C-Real) Toledo Capital 2, Consuegra, Madridejos, Talavera de la Reina, Torrijos y Oropesa.

CATALUÑA (9): Barcelona capital 3, Badalona, Gerona, Manresa, Sabadell, Tarragona, Tarrasa. CASTILLA LEÓN (4): Burgos, Palencia, Salamanca, Valladolid.

ASTURIAS (3): Avilés, Gijón, Oviedo.

EXTREMADURA (4): Badajoz, Almendralejo, Mérida, Cáceres.

GALICIA (3): La Coruña, Santiago de Compostela, Vigo.

MURCIA (3): Alguazas, Cartagena, Murcia.

PAIS VASCO (3): Bilbao, San Sebastián, Vitoria. Una en Zaragoza, Palma de Mallorca, y Pamplona.

Las decenas de capillas de adoración perpetua ya existentes pueden ser consultadas en un mapa interactivo en la web. Además el portal tiene numerosos recursos útiles para aquellos que quieran ser adoradores. 

¿De qué manera se puede colaborar? Si se trata de una parroquia que desee establecer la adoración perpetua, como así también otros temas puntuales como aportes u otros pueden ponerse en contacto por teléfono 657872418, mediante el correo aephispania@gmail.com o en la página web

PUBLICADO ANTES EN «RELIGIÓN EN LIBERTAD»